final feliz

genius
Desde hacía unos meses algo no iba bien. Se quedaba pensativo demasiado tiempo, le subía la temperatura y no respondía. A veces las crisis terminaban con ausencias durante unos minutos, con una imagen pálida, casi grisácea, sin expresión, y luego volvía a la vida.
Ayer me preocupé porque se repitieron varias crisis seguidas. Y lo llevé a urgencias.

A las cinco de la tarde me atendió Eduardo Genius, con su bata azul, que hizo unos análisis en profundidad y diagnostico un problema grave: había que operar de urgencia, y se necesitaba un transplante. Afortunadamente tenían disponible el nuevo “órgano”, y había un “quirófano” disponible.

Hoy le dan el alta, espero que totalmente recuperado. A mi MacBook Pro le han tenido que cambiar la placa base. Un problema de nacimiento con la GPU integrada (tarjeta gráfica en la placa base) producía “kernel panics” con demasiada frecuencia. Varias visitas a la Genius Bar y un problema que, espero, se haya resuelto.

Final feliz.

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *